¿Hasta cuándo, Yahveh, pediré auxilio sin que Tú escuches?
(...)                                  
Mas Yahveh está en su santo Templo:
¡silencio ante Él, tierra entera!

Habacuc 1, 2 y 2, 20












































3 comentarios:

Pedro dijo...

Señor,perdóname,.A ti vengo,hàgase tú voluntad,no la mía.Yo,contra tí pequé Señor,soy débil ,soy oveja descarriada buscando el Pastor.Señor Jesucristo,bueno,humilde,y buen servidor,te suplico que vengas pronto a la Tierra y limpies la inmundicia,y sanes al que te pida perdón,.La apostasía en este mundo capitalista y materialista està abocada al mal y a nuestra propia destrucción.Ven,Señor,Jesús,en tí,Confiamos.
¡¡¡GLORIA AL PADRE ,AL HIJO Y AL ESPÍRITU SANTO!!.AMÉN+

Mar Sanfrutos dijo...

Que ante Ti, Señor, toda rodilla se doble. Hasta los gorriones cantan Tu Gloria. En el Cielo y en la tierra, eternamente ¡Gloria a Ti, Señor!

violeta miller dijo...

Auxiliame Yhave, no me dejes sola en mis dificultades y gracias por el milagro de haberme sanado.